WFH NETWORK

Hermanamientos del año 2010: Trabajando juntos a fin de lograr Tratamiento para todos

Los ganadores de los hermanamientos del año 2010 destacan la solidez de las alianzas de hermanamiento en cada una de sus etapas, así como el entusiasmo de las nuevas instituciones, aunado a la experiencia de sus contrapartes ya desarrolladas.

Las organizaciones de hemofilia ganadoras, la Asociación Tunecina de Hemofilia y el capítulo de Quebec de la Sociedad Canadiense de Hemofilia, quienes se encuentran en el último año de su alianza, completaron su hermanamiento con mucho éxito. Dos pares de instituciones aliadas, ambas en su primer año de hermanamiento, lo que constituye un logro particularmente notable, compartieron el premio 2010 a centros de tratamiento: Nueva Delhi (India) – Winnipeg (Canadá) y Yaundé (Camerún) – Ginebra (Suiza). Los ganadores de 2010 subrayan el espíritu de hermanamiento y el amplio alcance del programa, con instituciones galardonadas en cuatro continentes.

“[Haber sido] elegidos como Hermanamiento del año 2010 es una verdadera e inesperada sorpresa”, declaró el doctor Jayson Stoffman, codirector del Programa Pediátrico de Trastornos de la Coagulación de Manitoba, en Winnipeg. “En verdad establece parámetros muy altos para los años de hermanamiento que nos quedan, y estoy seguro de que seguiremos trabajando arduamente a fin de lograr nuestras metas.”

En 2010, el hermanamiento entre Nueva Delhi (India) y Winnipeg (Canadá) organizó talleres de capacitación urbanos para 29 profesionales de enfermería y 50 de medicina, un taller educativo para 100 pacientes y sus familiares, y un taller para técnicos de laboratorio sobre aspectos teóricos de la coagulación en laboratorio. El equipo de Winnipeg también proporcionó numerosos materiales educativos y ofreció apoyo de fisioterapia.

También en su primer año, el hermanamiento entre Yaundé (Camerún) y Ginebra (Suiza) tuvo un inicio igualmente impresionante. Como lo explica la doctora Dora Mbanya, jefe de hematología y transfusión de la Universidad de Yaundé, “La primera vez que el profesor de Moerloose nos visitó, desde Ginebra, nos animó con mucho entusiasmo a seguir adelante, a pesar de que las condiciones de la atención de la hemofilia distaban mucho de ser ideales. A través del Programa de hermanamiento, los pacientes en Yaundé gozan de una mayor atención y cuidados médicos de muy diversas maneras; esto los ha motivado tanto psicológica como físicamente.”

Entre sus logros en 2010, los hermanamientos obtuvieron el donativo de un coagulómetro y reactivos de la empresa Stago, y organizaron una actividad de difusión en las regiones central y occidental del país, la cual incluyó la capacitación de 26 profesionales médicos y pruebas de detección a 20 personas con sospecha de padecer hemofilia. Además, organizaron una campaña de medios para incrementar la conciencia sobre los trastornos de la coagulación, y colaboraron con la organización nacional miembro en Camerún para ofrecer consultas a pacientes. También recibieron el compromiso de la Universidad de Ginebra para becar durante un año a un hematólogo de Yaundé, beca que esperan aprovechar el próximo año.

Si bien el hermanamiento entre la Asociación Tunecina de Hemofilia y el capítulo de Quebec de la Asociación Canadiense de Hemofilia llegó a su fin, su ardua labor en el 2010 ha permitido que la Asociación Tunecina de Hemofilia se encuentre lista para enfrentar retos futuros por cuenta propia, a pesar de que sus amigos de Quebec les han asegurado que seguirán siendo parte importante de su sistema de apoyo durante los próximos años. Entre sus logros más notables se cuentan la elaboración de un plan estratégico para la asociación tunecina, la capacitación para directivos sobre prácticas de buena gobernabilidad y habilidades de voluntarios, la redacción de perfiles y responsabilidades para los cargos directivos, apoyo psicosocial para familias, organización de un fin de semana familiar para padres, y un taller sobre atención en el hogar para pacientes.

Cada año, el Comité de hermanamiento de la FMH enfrenta la difícil tarea de elegir los hermanamientos del año de entre un impresionante grupo de candidatos. Los hermanamientos del año se eligen con base en su grado de compromiso con la alianza, la solidez de su comunicación y trabajo en equipo, el logro de los objetivos establecidos para el año, y el grado de complejidad de las actividades realizadas.

Los hermanamientos del año 2010 constituyen un brillante ejemplo de lo que puede lograrse cuando los miembros de la comunidad global de trastornos de la coagulación trabajan juntos a fin de mejorar el tratamiento y la atención en países en vías de desarrollo. La FMH felicita a todas las instituciones hermanadas que participan en el programa por su ardua labor e impresionantes resultados. El hermanamiento sigue siendo una excelente herramienta para ayudar a lograr nuestra visión deTratamiento para todos, y esperamos seguir celebrando estas alianzas en años futuros.

Los premios a los hermanamientos del año de 2010 y 2011 se entregarán en la ceremonia de premios que tendrá lugar durante el Congreso Mundial 2012 de la FMH, en julio del año próximo en París, Francia.

El Programa de hermanamiento de la FMH recibe financiamiento exclusivo de Pfizer.