WFH NETWORK

Pedro Fraire: un líder juvenil que demuestra sus palabras con hechos

Pedro Fraire vive en Despeñaderos, una pequeña ciudad cerca de Córdoba, en la región central de Argentina. Tiene hemofilia grave y cumplirá 21 años en marzo. Fraire invierte una cantidad impresionante de energía en su actividad voluntaria preferida: concientización de la comunidad. Con su mamá y su tía –ambas voluntarias desde hace mucho tiempo de la organización nacional miembro, la Fundación de Hemofilia de la Argentina– como fuente de inspiración, Fraire busca de manera proactiva establecer una mejor relación con los jóvenes argentinos que padecen un trastorno de la coagulación.

Su luz interior brilla intensamente cuando Fraire habla sobre su comunidad. Es tangible su creencia de que el camino al éxito en la vida consiste en trabajar juntos, celebrar los buenos momentos, y apoyarse entre sí durante los desafíos que inevitablemente se presentarán. Fraire señala que la concientización no es una tarea fácil, pero ayuda saber que se cuenta con un grupo estable de amigos y familiares en la “esquina” propia. Este sentido de comunidad resultó evidente cuando Fraire convocó a una reunión nacional de jóvenes en el Día mundial de la hemofilia 2017. Fraire reunió a pacientes de todo el país para hablar de sus problemas. Motivado y animado aún más por esta experiencia, buscó una participación más profunda que cree haber encontrado en la intersección de las labores de instrucción y concientización.

Pedro Fraire

“La concientización es importante porque el desarrollo de nuestra comunidad es la única manera de crear un mejor futuro para los pacientes.”

La experiencia de Fraire en la reunión nacional de jóvenes en Argentina le enseñó que la forma más fácil de abrir puertas para la concientización es ofreciendo a los pacientes la oportunidad de aprender más sobre lo que implica vivir con un trastorno de la coagulación. Considera que los esfuerzos de concientización —junto con el acceso a información nueva y recursos educativos— empodera a los pacientes y sus proveedores de cuidados. Esto, combinado con el conocimiento de que existe una comunidad alentadora y dinámica que los respalda, permite a pacientes y proveedores de cuidados abogar por un mejor tratamiento. Felizmente señala que no tuvo que ir muy lejos para encontrar los recursos educativos necesarios, gracias al acceso gratuito a la extensa Plataforma de aprendizaje electrónico de la FMH, que le facilita los materiales que requiere a fin de marcar la diferencia. ¡Gracias, Pedro, por colaborar y hacer de nuestro mundo un lugar mejor!