WFH NETWORK

Programa de becas CIEHEMO: 40 años de excelencia

En 1972, la Federación Mundial de Hemofilia (FMH) lanzó su programa de becas en los centros internacionales de entrenamiento en hemofilia (CIEHEMO), con el mandato de ofrecer becas y talleres de capacitación a personal médico y paramédico de centros de tratamiento de hemofilia de países en vías de desarrollo.

Al describir la visión del Programa, el doctor Anthony Britten, presidente fundador de los CIEHEMO, declaró: “Los cen-tros seleccionados estarían asumiendo una responsabilidad, no recibiendo un reconocimiento. Estos centros serán fuente de inspiración para muchos y de liderazgo para todos nosotros.”

Desde entonces se han otorgado más de 550 becas a profesionales médicos de 80 países, y cado año un comité de selección otorga becas de cuatro a seis semanas a 35 solicitantes. Muchos de estos becarios se han convertido en líderes clave para la atención de los trastornos de la coagulación en sus propios países. En el Congreso Mundial 2012 de la FMH, en París, Francia, durante una sesión sobre la historia del programa de becas CIEHEMO, algunas de estas personas compartieron sus experiencias con los delegados.

El doctor Chean Sophal, de la Clínica de Hematología Pediátrica en Camboya, fue el primer camboyano en recibir una beca. Fue seleccionado para recibir capacitación en 2008 y aprendió a diagnosticar trastornos de la coagulación, a realizar pruebas de laboratorio, a aplicar técnicas fisioterapéuticas y a realizar una cirugía en un paciente con un trastorno de la coagulación.

“Ahora soy consultor en hematología pediátrica y jefe de la clínica de hematología pediátrica”, dijo el doctor Sophal, quien también creó un labo-ratorio de coagulación, desarrolló un padrón nacional y estableció la Asociación de Hemofilia de Camboya, registrada como organización nacional miembro de la FMH.

El doctor Sukesh C. Nair, del Colegio Médico Cristiano, en Vellore, India, ofreció el punto de vista de los mentores: “Nuestro departamento de hematología atiende a un gran número de pacientes y ofrece atención las 24 horas, todos los días del año”, explicó el doctor Nair. El colegio ha administrado un programa nacional de capacitación en hemofilia desde mediados de los años noventa, y desde el 2004 ha capacitado a 22 becarios.

“Hacemos un esfuerzo por comprender los conocimientos y la experiencia del candidato a fin de determinar sus necesidades o las del departa-mento. Todos los días, el profesor asigna un periodo exclusivo al becario. Todos pasan tiempo en el laboratorio y siguen el tratamiento del paciente”, comentó. Se enfatiza particularmente la capacitación práctica orientada a maximizar resultados en situaciones de la vida real.

“Ha sido un privilegio ser un CIEHEMO. Hemos aprendido y ganado mucho de estas interacciones”, sostuvo el doctor Nair.