WFH NETWORK

Tousif es todo sonrisas gracias a los donativos de la FMH

En muchos países, los pacientes con hemofilia no tienen acceso a cuidados adecuados y, con demasiada frecuencia, estos pacientes pudieran ni siquiera recibir atención oportuna cuando se encuentra disponible.

Tousif, un chico de 16 años de India, tiene deficiencia de factor VIII. En septiembre de 2016 tuvo una caída y presentó inflamación y dolor en una rodilla. Dado que sus padres no estaban conscientes de la gravedad de su lesión, y debido a que carecían de los medios económicos para llevarlo al hospital, no recibió atención médica durante varias semanas.

Cuando por fin pudo consultar a un médico, éste se dio cuenta de que Tousif tenía una fractura supracondílea en el fémur derecho. Debido al retraso en el tratamiento, el estado de salud de Tousif se había deteriorado y empezaba a presentar septicemia. Para recibir atención adecuada fue llevado a la Sociedad de Hemofilia de Karnataka, en Davangere, India, donde fue sometido a cirugía y otros tratamientos.

Durante su recuperación, Tousif recibió 66,000 UI de concentrados de factor gracias al Programa de ayuda humanitaria de la Federación Mundial de Hemofilia (FMH). Si bien hubo muchos problemas que retrasaron la atención médica de Tousif, es alentador saber que los donativos de factor desempeñaron un papel esencial en lo que se espera resulte una recuperación completa.

COLABORADORES
Un creciente número de colaboradores en la comunidad mundial de trastornos de la coagulación ha aceptado el desafío de proporcionar un suministro sustentable y previsible de productos donados. Gracias a los donativos al Programa de ayuda humanitaria de la FMH de Bioverativ y Sobi por hasta 500 millones de unidades internacionales (UI) durante cinco años, al compromiso de tres años de Grifols por 20 millones de UI anuales, al acuerdo de tres años con CSL Behring por un total de 10 millones de UI, y al convenio con Green Cross por 6 millones de UI, la comunidad mundial de trastornos de la coagulación ahora cuenta con un flujo más previsible y sustentable de donativos de ayuda humanitaria. Asimismo, los esfuerzos permanentes de los Servicios Canadienses de Sangre, Biotest y Grifols, a través del Proyecto Recuperación, permiten la fabricación de concentrados de factor a partir de pasta de crioprecipitado que anteriormente se desechaba, con lo que se proporcionan productos de tratamiento a los países que más los necesitan.

COLABORADORES

Un creciente número de colaboradores en la comunidad mundial de trastornos de la coagulación ha aceptado el desafío de proporcionar un suministro sustentable y previsible de productos donados. Gracias a los donativos al Programa de ayuda humanitaria de la FMH de Bioverativ y Sobi por hasta 500 millones de unidades internacionales (UI) durante cinco años, al compromiso de tres años de Grifols por 20 millones de UI anuales, al acuerdo de tres años con CSL Behring por un total de 10 millones de UI, y al convenio con Green Cross por 6 millones de UI, la comunidad mundial de trastornos de la coagulación ahora cuenta con un flujo más previsible y sustentable de donativos de ayuda humanitaria. Asimismo, los esfuerzos permanentes de los Servicios Canadienses de Sangre, Biotest y Grifols, a través del Proyecto Recuperación, permiten la fabricación de concentrados de factor a partir de pasta de crioprecipitado que anteriormente se desechaba, con lo que se proporcionan productos de tratamiento a los países que más los necesitan.